Saber quienes somos, conocer nuestra Historia, entender nuestra época…

Author

Gonzalo Rodríguez - page 2

Gonzalo Rodríguez has 108 articles published.

LA CONSTITUCIÓN DEL 78 Y EL BARULLO TERRITORIAL

en España por
constitución española

Constitución española. Artículo 2:

“La Constitución se fundamenta en la indisoluble unidad de la Nación española, patria común e indivisible de todos los españoles, y reconoce y garantiza el derecho a la autonomía de las nacionalidades y regiones que la integran y la solidaridad entre todas ellas”.

Más allá de las ambigüedades del artículo que en la constitución del 78 recoge la cuestión territorial e indentitaria en España, salta a la vista para cualquiera que conozca la historia de este país (más allá de tergiversaciones y adulteraciones) que lo que los padres de la constitución dejaron aquí recogido, fue tanto una afirmación de la realidad histórico política de España, como un pacto por el reconocimiento de la diversidad de lo español.

Es decir, un pacto de afirmación de la unidad a cambio del reconocimiento de la diversidad. Un pacto de lealtad a la nación histórica y a la unidad de España, a cambio de un reconocimiento de la diversidad y heterogeneidad de la propia España: “Nacionalidades y regiones que la integran” con derecho a construir una autonomía política propia, siempre y cuando ésta se desarrolle en el marco de la unidad de la nación española, que sería la “patria común en indivisible”. Un pacto que efectivamente sería plasmación más o menos afinada, de la propia realidad histórico política y socio cultural de la nación Española. En el sentido de “Unidad en la diversidad y Diversidad en la unidad”. Sentido que es el más propio de la realidad de España y sus regiones y “nacionalidades”, y que insistimos, más allá de ambigüedades y limitaciones, es la manera más honesta y acorde a la realidad que nos podemos dar para entender el sentido territorial e identitario de lo español.

Siendo así, estos 40 años de la constitución del 78 dejan bien claro y sobre la mesa quien ha sido desleal a dicho pacto y realidad…

Jordi Solé Tura, ínclito representante del catalanismo de izquierdas y uno de los padres de la constitución de 1978, señala en su interesante libro “Nacionalidades y nacionalismos en España”, cómo fueron “comunistas y nacionalistas” (sic.) los que pelearon la inclusión del término “nacionalidades” en el artículo 2 de la constitución. Si bien dicho término de “nacionalidades” quedará sin definir dentro del propio texto constitucional, siendo entonces que su sentido deberá ser inferido a partir de la propia literalidad del artículo 2.

El término “nacionalidad” tal como se recoge en la constitución y en la medida en que viene precedido por la afirmación de que “la Constitución se fundamenta en la indisoluble unidad de la Nación española”, no podrá sino hacer referencia a aquellas regiones de España que a lo largo de los siglos, habrán mantenido una personalidad propia especialmente destacada y diferenciada. Personalidad que ateniéndonos a la propia historia de España, tendrá en el uso una lengua propia diferente del castellano uno de sus rasgos más distintivos. También en el hecho de haber conservado a lo largo del tiempo instituciones seculares de auto gobierno. Siendo esto, lo que las diferenciaría de las “meras” regiones.

En este sentido, en la medida en que el artículo 2 afirma el derecho a la autonomía de dichas “nacionalidades” distinguiéndolas a su vez de las regiones, pero recogiendo también para éstas el derecho a la autonomía, y todo ello tras afirmar y subrayar la “indisoluble unidad de la nación española”; nos conduce a que España no podrá organizarse territorialmente más que de una manera descentralizada. Con cierta jerarquía y diferencia en transmisión de competencias de acuerdo a esa distinción entre nacionalidades y regiones pero ¡ojo! Manteniéndose a lo largo de todo el proceso de descentralización la unidad de España: “patria común e indivisible de todos los españoles”.

Es decir, el principio de “Unidad en la diversidad y Diversidad en la unidad” que hemos señalado anteriormente, y que recogido de este modo en el artículo 2 de la constitución, no estará sino recogiendo la realidad histórico política y antropológica de España: Una y diversa.

Ahora… todo esto que puede resultar sólido y coherente no fue entendido así ni muchos menos por esos comunistas y nacionalistas que insistieron en incluir el término “nacionalidades” en el artículo 2.

Jordi Solé Tura, en el libro que hemos mencionado anteriormente, nos subraya cómo para estos “comunistas y nacionalistas”, la inclusión del término “nacionalidades” no fue entendido sino como una manera de incluir en el texto de la constitución, dos concepciones enfrentadas y auto excluyentes de España que a modo de empate, asentaban mediante el artículo 2, un nuevo terreno de juego en el que dirimir sus cuitas. Estas dos concepciones serían la de España como una nación única e indivisible; y la de España, como un conjunto de pueblos diversos o “nacionalidades” que eventualmente se unen o dejan de unirse…

A su entender, al entender de “comunistas y nacionalistas”, el pacto constitucional del 78 no sería sino un nuevo terreno de juego, que de acuerdo al susodicho marchamo constitucional, les dejaba las manos libres para legalmente, “hacer nación” dentro del propio marco jurídico español. Hacer nación catalana, hacer nación vasca, etc…

Es decir, tomar la constitución y su artículo 2, no como un punto de llegada que recogía la realidad territorial de España, sino como un nuevo punto de partida desde el que continuar “su lucha” contra la España “única e indivisible” y perseguir así la auto determinación.

A la vista está lo subversivo de dicha postura, pues para ella, el orden constitucional sólo tiene un valor instrumental y de tránsito hacia el objetivo que se han trazado. La constitución es una etapa más hacia el objetivo de la auto determinación. No es que entiendan a ésta como algo que pueda reformarse o actualizarse, sino como algo que un última instancia les debe permitir avanzar hacia la secesión. De hecho no tendrán reparo en deslegitimarla como “franquista” siempre que ésta ponga los medios para aún desarrollando las autonomías, mantener y defender sin embargo la unidad.

Y siendo así, salta a la vista no sólo lo subversivo del secesionismo en España. Si no también su deslealtad para con el pacto constitucional, que únicamente contemplan de una manera interesada. Pues en éste, aun cuando se afirma la unidad recogiéndose a su vez la diversidad y el auto gobierno, el separatismo considerará que nada de esto es suficiente y que dicho pacto sólo tiene un valor instrumental y de tránsito. De ante sala de la secesión. Pues sólo podrá atenderse a dicha diversidad de España mediante el reconocimiento del derecho de auto determinación. Y cualquier otra cosa, será considerada reaccionaria…

El separatismo plantea así y aún cuando la realidad es otra, que entre la idea de la España única que el artículo 2 deja a un lado al afirmar las “nacionalidades”, y la idea de España como una eventual unión de pueblos libres que igual que se unen se separan, no cabrá término medio. Aún cuando ese “término medio” es precisamente lo que queda consagrado en el artículo 2 de la constitución. Aún cuando ese “término medio” es precisamente lo que se ha desarrollado a través del estado autonómico y ha permitido los altos niveles de auto gobierno de Cataluña o el País Vasco. Aún cuando ese “término medio” no es sino reflejo de la propia realidad histórica y antropológica de España. Aún cuando ese “término medio” no es sino la plasmación del principio de “Unidad en la diversidad y Diversidad en la unidad” sin el cual, no se puede entender ni a España, ni a sus “nacionalidades”….

El principio de realidad y la verdad de las cosas, brillarán así por su ausencia en la propuesta del secesionismo.

Siendo de esta manera, no estará de más empezar a contemplar a los partidos secesionistas quizás no tanto como partido politicos, sino como grupos de interés subversivo que utilizan el marco jurídico español para la consecución de sus objetivos de parte. Objetivos que no son sino la propia finiquitación de España. Es tristísimo verlo así pero no conviene engañarse. Han utilizado el marco jurídico que nos dimos en el 78 para perseguir objetivos unilaterales que no atienden al bien común ni a la realidad de España, tampoco a la de Cataluña o el País Vasco. Objetivos que responden únicamente a su ideología aún cuando ésta esté en flagrantemente desacuerdo con la realidad de las cosas y curse con un horizonte claro de sedición.

No hay así pacto constitucional que valga para los secesionistas, éste sólo tiene valor en la medida en que responde a sus objetivos y les permite construir estructuras de país desde las que después abordar al estado, para forzar la auto determinación. Deslealtad así al acuerdo constitucional, intrumentalización interesada y unilateral de éste, y desde ahí subversión y sedición.

Y sí, por desgracia la izquierda “neocomunista”, los herederos de esos comunistas que junto a los nacionalistas pelearon por la inclusión del término “nacionalidades” en el artículo 2 de la constitución, son los que ahora ejercen de cómplices del separatismo blanqueando sus posturas y ejerciendo de caja de resonancia en el resto de España, de los argumentos del secesionismo. Y sin embargo, la concordia y la solidaridad entre españoles, de un sitio u otro; y la diversidad y unidad de España, están presentes en nuestro ordenamiento jurídico. Están recogidas en ese artículo 2          que venimos comentando, y esa izquierda complice del separatismo debería así revisar su postura. Pues es incoherente e injusta y sólo refleja sus complejos y cerrazón. Pero no la verdad de las cosas.

Es así que la ofuscación ideológica, los resentimientos históricos, la falta de lucidez y objetividad, la subjetivización del debate público, también hacen parte del trasfondo de esta problemática y hay que hacerse cargo de ello. Hay que argumentar con solidez para desmontar todo este embrollo y dejando las cosas claras, conducir al secesionismo a su lugar natural en España. Que no sería otro que el de la marginalidad e insignificancia política. Por desgracia mucho nos tememos que queda todavía mucho camino para llegar hasta ahí….

Kali Yuga, Kalki, Shambala, Toledo y la Revolución…

en Blog por

“Cuando llegue la Edad Oscura habrá una nueva manifestación de lo alto en forma de rey sagrado, rey que nacerá en Shambala, centro sagrado hiperbóreo en la tradición ario oriental”…

Los arquetipos más sugestivos y ancestrales de la tradición sapiencial, en Oriente y Occidente, a través del ciclo toledano de las leyendas de la “Cueva de Hércules” y el “Héroe del Tajo”. Haciendo entonces de la misma ciudad de Toledo, un paraje “encantado” en el que la trama del acontecer universal, parece querer tener aquí su desenlace… Lanzándose quizás un mensaje de disidencia desde el más remoto pasado a los hombres y mujeres de nuestro tiempo, para que sepan forjar “la Orden” que trae al Kalki Avatara…

De nuevo con nuestros amigos de “La Noche Rosmarino” y en el tono tan distendido como comprometido que acostumbramos en estas ocasiones…

Ir a descargar

Las leyendas de Toledo y las Procesiones Espectrales

en Blog por

La Santa Compaña, la Hueste Antigua, Las Procesiones de Ánimas, El Corteju de Genti Muerti, La “Caza Salvaje”… Uno de los mitos fundamentales del acervo tradicional europeo a lo largo y ancho de la geografía española y claro está, también en Toledo. A través de la leyenda de la “Penitencia del obispo Acuña”. Para leer entre líneas y encontrar en todo este ciclo de leyendas y mitos, una antiquísima tradición pagana que nos habla del Fin de los Tiempos y de Dioses Oscuros… Todo ello con nuestros amigos de “La Noche Rosmarino” y en el tono distendido que acostumbran.  

 

Ir a descargar

 

Bárbaros, Licantropía y Disidencia

en Blog/España por
Bárbaros, Licantropía y Disidencia

Desde la cripta de “Proyecto Terror” en amena conversación sobre la cultura guerrera de la Hispania prerromana y los rituales de licantropía que pudieron darse en ésta. Buscando las pistas de su pervivencia en la cultura medieval española e incluso su mensaje de disidencia y revolución, para los tiempos que corren…

Ir a descargar

 

EL ORÍGEN DEL HALLOWEEN Y SU PRESENCIA EN ESPAÑA

en Blog/España por

La fiesta norteamericana del Halloween se está convirtiendo también y cada vez más, en una fiesta de nuestro calendario. Jóvenes y niños se unen entusiastas a este tipo de celebración siguiendo las pautas que han conocido a través del cine y la televisión. Y como no podría ser de otra manera surgirán también voces de quienes con cierto disgusto, se preguntarán qué pinta una fiesta como ésta en España…

En orden a aclarar un poco las cosas no estará de más tratar de comprender el origen de tan singular celebración, así como las posibles razones para quizás no lamentar su predicamento en nuestro país.

Pues si bien todavía es pronto para decir cuál será el recorrido cultural del Halloween en España; si será una moda pasajera o si se quedará como una fiesta más, mayormente vivida quizás en sus elementos más superficiales y espurios. También es verdad que quizás lo que tengamos por delante, sea una sana oportunidad de reencontrarnos con antiguas tradiciones españolas, y sepamos entonces, reelaborar nuestra propia manera de celebrar el “Halloween”…

EL ORÍGEN DEL HALLOWEEN Y SU PRESENCIA EN ESPAÑAConferencia impartida en la librería “La madriguera de papel”.

Ir a descargar

 

METAFÍSICA DEL VAMPIRISMO

en Blog por

METAFÍSICA DEL VAMPIRISMO

El mito del vampiro, es hoy día ya un mito pop de la cultura contemporánea, pero sus raíces son muy antiguas y a través de ellas, se señalan algunos de los paradigmas fundamentales de la Tradición Esotérica.

Poco tiene que ver así su esencia, con la de esos vampiros adolescentes, enamoradizos y de vida burguesa, que recientemente hemos podido encontrar en el cine y la literatura menos exigentes.

El mito del vampiro guarda una profundidad que se atisba en el Drácula de Bram Stocker y que merece la pena ser recuperada. Aunque sea brevemente y de manera divulgativa, pero señalando con claridad sus ejes fundamentales. Pues a través de ellos, el vampirismo vuelve a adquirir esa faceta inquietante que a día de hoy mayormente se ha perdido, y a su vez, se nos indica una ancestral concepción de la vida y la muerte que es en sí misma, una afrenta al Mundo Moderno…  

Texto elaborado a partir del artículo de Ernesto Milá “Tres mitos del Terror: Frankestein, Drácula, Jeckyll y Hyde. Aparecido en Inforkrisis:

http://infokrisis.blogia.com/2004/101103-tres-mitos-del-terror-un-tema-ocultista-frankenstein-dracula-jeckyll-hyde.php

*

1-La Tradición esotérica y la teoría de los tres cuerpos:

En el pensamiento tradicional el ser humano es entendido como un compuesto conformado por tres cuerpos, jerárquicamente ordenados de menor a mayor y del más denso al más sutil.

El cuerpo elemental o cuerpo físico, el cuerpo astral o cuerpo psíquico, y el cuerpo espiritual o “cuerpo de Luz”. Utilizando la terminología neoplatónica esta triple distinción corresponderá al soma, la psiqué y el nous. En términos divulgativos hablaríamos de la triada “cuerpo-alma-espíritu”.

El cuerpo físico sería el soporte material del sujeto, la parte tangible de nosotros mismos-huesos, músculos, piel, etc- y dotado de forma humana. El cuerpo psíquico, alma o astral, sería el ámbito de la mente, las voliciones, los sentimientos, emociones, pasiones e instintos. Finalmente el cuerpo espiritual sería la parte más elevada y a su vez más profunda del compuesto humano, presencia real de la Trascendencia en nosotros, presencia de lo Inmutable en el centro del Hombre. En el pensamiento oriental se le designa con el término Atman y en el mundo griego estará vinculado a la luz del Logos.

2-El mito de la Caída y la “Salvación”, como realización espiritual:

En la doctrina tradicional a un momento originario y mítico de armonía y equilibrio entre los tres cuerpos, y por ende de armonía y equilibrio con el Principio Supremo o Divinidad, le habría seguido un momento de ruptura y distanciamiento que habría apartado al Hombre de su verdadera Naturaleza y Orden, y le habría provocado la Caída en el universo condicionado de la materia densa y el espacio-tiempo. Quedando su centro espiritual, el Atman, replegado a los niveles más hondos del ser humano. A partir de aquí toda vía auténticamente espiritual, supone un “remontar” dicha Caída originaria. Supone un reconectar y “religar” al Hombre con dicho centro supremo que lleva en su interior, centro que debe ser realizado, reconquistado, y que es presencia real de la dimensión de la Trascendencia, en nosotros mismos.

3-El papel del Astral como cuerpo intermedio:

El papel del Astral como cuerpo intermedio

A decir del pensamiento esotérico, ese cuerpo psíquico, “alma” o astral, ubicado entre la densidad del cuerpo físico, y la sutilidad del cuerpo espiritual, según el tipo de vida que se lleve, puede precisamente “densificarse” e ir quedando ligado a este plano, o “sutilizarse”, y pasar al plano superior y propiamente espiritual. Ni que decir tiene que las llamadas experiencias de “desdoblamiento astral” no serían sino exteriorizaciones de ese ente intermedio o astral, fuera de su suporte material o cuerpo elemental. Del mismo modo al producirse la inevitable corrupción del cuerpo físico y la muerte, el astral, quedará condicionado a dicho cuerpo muerto como quedan las brasas respecto de una hoguera. Es decir, las brasas aún apagado el fuego se mantienen en actividad durante un tiempo, y así le ocurrirá al astral, que seguirá “vivo” también durante un tiempo a pesar de estar ya “desencarnado”. Finalmente el astral terminará de igual manera por extinguirse, fenómeno que los antiguos egipcios conocían como la “segunda muerte”, pudiéndose tan solo evitar dicha posibilidad si en vida el astral ha sido capaz de “descondicionarse” de lo meramente material y abrirse al cuerpo espiritual. Siendo entonces que se “trasciende” y se alcanza por decirlo así, la “Inmortalidad”.

4-La Magia Negra como rebelión contra la Muerte del Astral:

La Magia Negra como rebelión contra la Muerte del AstralEl cuerpo astral, alma o “doble” (como también se le denomina en el pensamiento tradicional), pudiera ser que pretendiera no sufrir la extinción que le corresponde, y tampoco querer evitarla a través de una verdadera realización espiritual. Pudiera ser que se quisiera y por el contrario, una suerte de supervivencia post mortem capaz de alargarse indefinidamente en el tiempo manteniendo a su vez la ligazón al plano material, aún a pesar de la muerte de nuestro cuerpo físico. Esta posibilidad es la que de modo ancestral y a través de complicadas técnicas habría practicado la más genuina magia negra, y el más genuino “satanismo”. Esto es, superar la extinción del astral no realizado espiritualmente, y conseguir por el contrario, perpetuarse a lo largo de los años y los siglos, a costa de la vida de los de los demás…

5-El Vampirismo como una forma de Magia Negra:

Llegado este punto, parece quedar esclarecido el origen del mito del vampiro. La sangre como fluido vital del cuerpo físico, se convierte en referente simbólico de la energía vital que anima al astral, y el vampiro como “no muerto”, no es otra cosa que el astral desencarnado de quien pretende evitar su propia extinción, a costa de esa energía vital que aún poseen los que no han fallecido. Tras el folclore del vampiro encontramos así la pervivencia popular de un contenido de la más alta magia negra: la pretensión de mediante un ritual que se prepara aún estando en vida, asegurar tras la muerte del cuerpo físico, la posibilidad de que nuestro astral no se extinga. De que incluso conforme consiga “densificarse” a costa de la “sangre” de sus victimas, pueda llegar a “corporeizarse”.

Se entiende a partir de este punto como las leyendas más antiguas de vampiros, insisten en retratar a éstos como antiguos brujos o magos negros que habrían conseguido vencer a la muerte durante siglos. Del mismo modo se entenderán sus cualidades entre “fantasmales” y “carnales”, que no son sino el reflejo de la situación intermedia de un astral en pretensión de seguir vivo, aún a pesar de la muerte de su cuerpo físico. Lo mismo podrá concluirse de su relación con la sangre y el progresivo debilitamiento de sus victimas, que no será sino el proceso a través del cual la energía vital que sostiene a los vivos (el praná del hinduismo) estaría siendo transferida al vampiro.

El vampirismo se convierte así y a pesar de la corrupción que supone su divulgación folclórica, en una figura principal del corpus doctrinal del más genuino satanismo (entendido éste como rebelión contra las leyes del Espíritu). Configurándose entonces como la afirmación “contra natura” de la supervivencia del alma, que aún negándose a aceptar el Reino del Espíritu, se niega a su vez a aceptar su propia muerte.

El Vampirismo como una forma de Magia Negra:Es la vieja lucha de los “titanes” pretendiendo “la Inmortalidad de los Dioses”, sin aceptar a cambio “el camino y vía de los Héroes”. Siendo esta vía de los Héroes, la vía de servicio y entrega que recoge desde siempre la más alta espiritualidad, y la única posible para aquel que en buena lid quiere merecer los Cielos…

El Vampirismo como una forma de Magia Negra:

6-, la Golden Dawn y el conde Drácula:

Bram Stocker

La popularización de la figura del vampiro en la Historia Contemporánea, se la debemos al autor británico Bram Stocker. Éste, a través de su conocido conde Drácula, puso de nuevo las viejas leyendas sobre vampiros, en la corriente general de mitos populares no ya del siglo XIX, sino principalmente y a través del cine, del siglo XX y XXI. En su novela y personaje, recogerá de modo entre indirecto y divulgativo, gran parte de los contenidos doctrinales que hemos manejado en los puntos anteriores, y sus afirmaciones en la novela como “la sangre es vida”, ó “fue un extraordinario alquimista” (refiriéndose al propio Drácula), ó “Drácula es un no muerto”, o “sus poderes metales sobrevivieron a su muerto física”, adquirirán un nuevo matiz y profundidad a luz de lo expuesto anteriormente. Como si utilizando imágenes sencillas y accesibles, se estuviera haciendo referencia a un alto planteamiento ocultista de largo recorrido. Nada de esto nos debe extrañar, Stocker estuvo vinculado a la Golden Dawn, y ésta fue quizás la sociedad ocultista más importante del siglo XIX seguro en las Islas Británicas, y quizás también en el resto de Europa. Sus miembros recibían sólida formación en tradición esotérica y ocultismo, y estaban al tanto de los pormenores de las artes mágicas, incluidos incluso los relativos a la magia negra. El conocido ocultista Aleister Crowley sería miembro destacado de la Golden Dawn, y otros autores de renombre dentro de la literatura de misterio, también pasarían por sus filas (caso de Arthur Machen).

Siendo así, no puede sino resultar fascinante pensar en como el ocultismo moderno, habrá conseguido colonizar la cultura popular de nuestro tiempo, apelando a las más antiguas formas de magia negra. Las cuales, si bien nos llegan ya de modo residual y adulterado, estarán sin embargo y todavía lo suficientemente vivas como para poder ser leídas entre líneas, y comprender entonces que nos quieren decir mitos tan antiguos, como pueda ser el mito del vampiro….

La Tradición Hermética y la Metafísica del Sexo

en Blog/Relatos por

La Tradición Hermética y la Metafísica del Sexo“En realidad se trataba de una ciencia iniciática expuesta con el ropaje químico-metalúrgico. Las sustancias de las cuales hablaban los textos eran símbolos para fuerzas y principios del ente humano (…) las operaciones se referían esencialmente a la transformación iniciática del ser humano. El oro alquímico al ser inmortal e invulnerable “.

Julius Evola. El Camino del Cinabrio.

La Tradición Hermética no es una filosofía natural ni una protociencia…

A través de su rico simbolismo alquímico se plantea una vía Iniciática para la realización espiritual. Realización que no será en ningún caso una vía devocional o meramente religiosa, si no toda una “Alta Magia” para la “trasmutación” interior del “Adepto”. Esto es, para la consecución de un especial estado de señorío y realeza interior. De descondicionamiento y liberación…

Dentro de dicho simbolismo las imágenes referidas al Eros y las bodas alquímicas, nos darán claves para una metafísica del sexo en la que el magnetismo y la polaridad sexual, serán planteados como una vía hacia el auto conocimiento y la realización. Una “magia sexual” liberada de los condicionamientos ya sea del amor burgués ya sea de la promiscuidad y el simple hedonismo, y a través de la cual los amantes, estarán llamados a convertirse en sí mismos. En a llegar ser, lo que están llamados a ser…

“El fondo del Eros está constituido por un hecho magnético determinado por una polaridad esencial, generadora de un especial estado de ebriedad y exaltación (…) En este punto ha resultado consecuente la utilidad de la Tradición, en especial la extremo oriental acerca del yin y el yang, en su significado de principios puros de la masculinidad y la feminidad y de la fundamentación para tal magnetismo (…) En su fondo último, el impulso del Eros es el impulso hacia la reintegración y reunificación de las dos partes: es el impulso metafísico elemental de superar el estado escindido y condicionado para reinstaurar la unidad absoluta y primordial del ser”.

Julius Evola. Sobre la Metafísica del Sexo.

Ir a descargar

 

Toledo y el Mito del Vampiro

en Blog por

Con nuestros amigos de la “Noche Rosmarino” esta vez para hablar de la relación de Toledo con el mito del Vampiro y de la metafísica que subyace al mismo. Metafísica que nos acerca a uno de los puntales más importantes del Ocultismo. Todo ello en el tono distendido propio la “Noche Rosmarino”…

«La Hispania Céltica» en SER Historia/Cadena SER

en Blog/España por

En la Cadena Ser, con Nacho Ares en su programa SER Historia. En amena entrevista y conversación sobre la Hispania Celta y sus principios, valores y creencias: El principio heroico, la cultura guerrera, la muerte en combate, las fuentes clásicas y el registro arqueológico, las pervivencias en el folclore, la Edad del Hierro y la raíz común indoeuropea… en definitiva:

“La Tradición Guerrera de la Hispania Céltica”.

Un programa que los amantes de la Historia, pero también del estudio de las esencias, la épica y los valores guerreros no deben perderse…

la Hispania Celta

Ir a descargar

DIEZ AÑOS QUE LO CAMBIARON TODO

en España por

El sábado 15 de septiembre del 2018, se cumplen 10 años de la caída de Lehman Brothers y el inicio subsiguiente de la llamada Crisis del 2008.

el coloso de goya y la llamada Crisis del 2008Crisis que ha marcado nuestro tiempo y cuyas consecuencias seguimos viviendo a día de hoy. No es exagerado decir así que a partir de la caída de Lehman Brothers y estallido de la crisis, cambiamos de fase histórica. Una fase histórica que todavía hoy día estamos recorriendo y en la que a lo largo de los últimos diez años, han ido quedado sobre el tapete una serie de cartas que queramos o no, son la partida y el desafío que tenemos que jugar…

Muy someramente, sin entrar en detalle y como cosas que simplemente consideramos que en gran medida están a simple vista pasamos a enumerarlas. Aunque sólo sea para diez años después hacer balance y tomar conciencia del momento en el que estamos y lo que tenemos en frente…

1-Destaca en primer lugar la precarización de la clase media. Precarización que ha ido acompañada de un aumento inusitado de los “súper ricos”. Una llamada “aristocracia del dinero” que durante los últimos diez años se ha enriquecido exponencialmente mientras la clase media veía precarizados sus ingresos y condiciones laborales y de vida. Esta precarización de la clase media ahora mismo y tal como la tenemos en frente nuestro, parece haber llegado para quedarse. Como si fuera un rasgo ineludible de nuestra época que a corto y medio plazo no parece que vaya a cambiar.

2-Conforme se producía ese proceso de precarización del conjunto de la ciudadanía y las grandes fortunas sin embargo crecían, se han destapado sucesivamente nauseabundos casos de corrupción. Corrupción a nivel de partidos, comunidades autónomas, ayuntamientos, Casa Real… En partidos del separatismo, de la socialdemocracia, de la derecha liberal… Una corrupción que siendo así parecerá haber sido sistémica. Imbricada en la propia estructura política del país.

3-La indignación, la desafección, la búsqueda de alternativas habrá provocado la aparición de nuevos partidos políticos llamados “emergentes” que en teoría, habrían llegado para sanear y refrescar el status quo de la política española. Diez años después tanto de Ciudadanos como de Podemos, no podrá decirse que hayan puesto sobre la mesa una alternativa realmente novedosa… El primero se ofrece en gran medida como una variante más de la democracia liberal burguesa. El segundo como una suerte de “Izquierda Unida 2.0”. De izquierda “neo marxista” un paso más allá en la “escolástica de izquierdas” que el propio PSOE. Algo que ya existía en la oferta política española antes de la crisis del 2008 y que si bien se ofrece con un software realmente remozado, mantiene un hardware tan poco novedoso como el del resto de partidos.

4-También durante estos diez años habrá estallado el conflicto con el separatismo catalán. Aupado por las oportunidades de populismo, demagogia y sentimentalización de las adhesiones políticas que ofrecía la crisis, el separatismo en Cataluña ha sabido con tremenda habilidad poner su desafío sobre la mesa de manera continuada, fehaciente y con apoyo masivo que no mayoritario de la ciudadanía catalana. El resultado no puede ser hoy día más desalentador… Con Cataluña partida casi en dos en torno a dos posturas irreconciliables y enfrentadas y España misma abocada una situación de difícil solución de la que no parece pueda salirse, sin que alguna de las partes quede traumatizada.

5-Todo ello ha ido a caballo de una creciente sensación de hastío… De hastío hacia la clase política. Hacia el sistema; como de desafección, de agotamiento, de resentimiento… Traduciéndose en gran medida con la puesta en solfa del sistema del 78 y de los pactos de la Transición; así como con un revisitar interesadamente la Guerra Civil. Como si fuera una cuenta pendiente en la que supuestas afrentas e indignidades de hace más de 40 años, debieran ahora ser solventadas. Sosteniéndose en ocasiones un discurso de parte con “buenos y malos” que para más inri, pretende prolongarse a día de hoy. Como si las banderías de la Guerra Civil fueran la tramoya oculta de la política española actual, y todos pudiéramos ser sospechosos de “criptofranquistas”, o en su caso, de “frentepopulistas”. Esa misma polarización en torno a estas cuestiones de la Guerra Civil será un rasgo no menor de ese hastío, desafección y a su vez disfuncionalidad, de la política española actual. Dejando caer sobre la misma, una cierta sensación como de fin de ciclo. También quizás como de necesaria de catarsis colectiva…

6-Estos mismo puntos y procesos que venimos señalando y salvando las distancias, habrán tenido lugar conforme a su circunstancia concreta correspondiente, en la mayor parte de los países de nuestro entorno: El fenómeno Trump, el Brexit, el auge de los llamados partidos populistas y de “extrema derecha”, lo ocurrido en Grecia, en Italia, en Portugal, la Alemania de los “mini jobs”, la Rusia de Putin… Todo ello conforma escenarios diferentes pero mancomunados en el hecho de haberse desarrollado y gestado durante los últimos diez años, así como de suponer cada uno a su manera, un cambio de fase. Un cambio de fase que nos sitúa en un nuevo escenario histórico en el que los paradigmas que teníamos en frente nuestro hace poco más de diez años, hoy día estarían obsoletos…

7-Unido a todo lo anterior no podemos dejar de reseñar determinados fenómenos que en los últimos tiempos han alcanzado un punto inusitado de virulencia, poniéndose sobre la mesa como pruebas ineludibles con las que todos los países de un modo u otro, tienen que lidiar:

Estamos hablando del fenómeno de la inmigración masiva, de la inmigración ilegal, de la inmigración proveniente de fuera de Europa. De grupos humanos de antropología y etnología muy diferente a la europea, provenientes de países hundidos económicamente y en situación de miseria; y estamos hablando del problema de la integración y sostenibilidad de dichas masas de inmigrantes extra europeos en nuestro continente.

Y estamos hablando también del fenómeno del yihadismo. De la “Guerra Santa” trasladada al solar de Europa, muchas veces a través de esos mismos inmigrantes. En ocasiones con años e incluso generaciones de aparente integración y vida en países europeos. Y estamos hablando del correspondiente terrorismo atroz y sin escrúpulos que atenta contra gente inocente en un mercado navideño, en las Ramblas de Barcelona o entre los asistentes a un concierto de Rock… Todo ello en nombre de un nihilismo de vestiduras religiosas de corte fanático que no puede ni debe dejarse de estudiar. Como un fenómeno quizás especialmente significativo de las problemáticas de nuestra época y con el que vamos a tener que lidiar ineludiblemente.

Y también aquí hay que hacer referencia al cambio climático y la contaminación del medio ambiente. A los estragos que sobre el medio natural despliega reiteradamente el mundo moderno y que como amenaza de catástrofe apabullante, se ciernen sobre el conjunto del planeta, especialmente en el ámbito del calentamiento global. Amenaza que durante los últimos diez años parece haberse mostrado ya como evidencia incontestable así como problemática que desborda las posibilidades de respuesta de un sistema que por su propia lógica, está obligado a un crecimiento constante de difícil sostenibilidad.

Y hay que mencionar el auge de las nuevas tecnologías y las redes sociales. Auge que ha tenido en los últimos diez años y a través mayormente de los smartphones, un desarrollo y expansión sin precedentes que nos acerca, sobre todo en las generaciones más jóvenes, a un auténtico cambio antropológico… Cambio en torno a la formación de las identidades personales, la sexualidad, el ocio, el trabajo, las adicciones, el consumo, el individualismo, el uso de la información, la música, el estudio, la atención consciente y las distracciones, la capacidad de análisis y la concentración, la pornografía, la pareja, la sociabilidad digital y sus trampas… Todo un universo nuevo que ha llegado para quedarse y del que todavía no somos del todo conscientes del cambio que puede llegar a suponer a casi todos los niveles.

Y ciertamente podríamos seguir y mencionar también elementos más episódicos pero significativos como el del estallido de la guerra en Siria, en Ucrania, la debacle del chavismo, el papel de China, de Corea del Norte… Pero todo ello sería muy profuso y escapa a nuestras posibilidades.

Si subrayamos entonces que todo esto que venimos comentando, se desarrollará en un Mundo cuyas herramientas intelectuales e ideológicas para hacerlo frente, parecerán seguir lastradas con paradigmas de un modelo de sociedad, cultura y civilización, que puede haber quedado atrás… Es decir, el liberalismo, el marxismo cultural, la socialdemocracia, los populismos, el nacionalismo… Serán todos ellos actores de nuestro tiempo y a su vez herederos o consecuencia del proyecto ilustrado de civilización. Siendo entonces que en todos ellos, se traslucirá la misma sospecha de falta de verdadera alternativa. De ausencia de un nuevo paradigma que sea capaz de hacerse cargo de la fase histórica en la que hemos entrado, toda vez que ésta, ha podido dejar obsoletos los horizontes de futuro que hasta ahora nos habíamos dado… Obviamente al aparente agotamiento del proyecto moderno e ilustrado de civilización y cultura que propone Occidente, no podrá contraponerse como alternativa, las “hordas de Gog y Magog” del integrismo religioso. Del islamismo hoy día, pero también de cualquier otra forma de fanatismo religioso que pudiera surgir. Por decirlo así, “los obsesos de Dios”, no podrán ser nunca la respuesta…

El panorama es así, a un lado y a otro de la línea de civilización, el de la decadencia. El agotamiento. El fin de ciclo. El interregno… El de un mundo que termina pero que todavía no anuncia qué será lo que puede venir después, qué nuevo horizonte de sentido podrá darse. Quedando entonces y mientras estemos así, como en suspenso. Mientras entorno nuestro, los efectos deletéreos de la decadencia, parecerán seguir avanzando…

8-En definitiva, “la promesa está agotada”… la promesa de prosperidad y bienestar que más a la izquierda o más a la derecha, se hizo a generaciones enteras durante los años 80, 90 e incluso 2000, de cómo sería la vida, del mundo que se iban a encontrar, de la sociedad a la que iban a pertenecer, de la civilización en la que estaban insertos, ha terminado… Quien crea que España y Europa se parecerán y serán continuación los próximos años, de aquello que conocieron en su infancia y primera juventud, deben darse cuenta cuanto antes, de que no será así… Se ha producido una fractura y un salto. Hemos entrado en una nueva fase histórica en la que además, al igual que se agotan las líneas de civilización por las que discurría hasta ahora el acontecer de Occidente, no surgen todavía nuevas líneas que señalen cual será el nuevo rumbo. Cuál será el siguiente paradigma u horizonte hacia el que mirará nuestra civilización. Es como si nos hubiéramos quedado en suspenso; con ideas, planteamientos e ideologías obsoletas, mientras en torno nuestro el escenario cambia radicalmente, sin desvelar aún un nuevo norte. Y mientras tanto la decadencia lo va corroyendo todo paulatinamente…

Surge así para toda una generación una sensación de nostalgia, de “buenos tiempos que no volverán” y de “recuerdos de lo que pudo ser y no fue”. También una sensación de generación perdida, de jóvenes, que ya van dejando de serlo, para los que las promesas rotas del cambio de ciclo, son especialmente próximas y lacerantes. Por ser los últimos que vivieron mirando a un horizonte que se deshizo frente a sus ojos, justo cuando estaban a punto de acercarse a él…

Pero también hay otras generaciones para las que este escenario de agotamiento y decadencia es lo único que conocen y nada saben del mundo previo que ahora ha quedado atrás. Es el Calling up the millennials que convoca a los más jóvenes a participar desde ya y cuanto antes en la necesaria regeneración. El do the hard things a través del cual puede darse la vuelta a la tortilla si unos y otros, los recién llegados y los “veteranos”, son capaces de hacer piña y ayudarse mutuamente “a cruzar al otro lado”…

Porque se impone la búsqueda de “otra cosa”. De un nuevo paradigma. De una “idea” realmente revolucionaria. De una ética, estética, estilo, camino, vía, planteamiento, discurso y espíritu, que sea realmente alternativo. Que esté liberado y descondicionado del nihilismo contemporáneo. Que muy al contrario se empodere en este interregno para hacerlo capítulo necesario y hasta querido para un nuevo resurgir. Una búsqueda de verdadera alternativa que se configura como la labor más importante a la que deben entregarse los intelectuales, pensadores y “guerreros espirituales” de nuestro tiempo. Pues no bastará con concebirla, reencontrarla y actualizarla sino que además, parece que será imprescindible poder también encarnarla

De ello precisamente, va la época que estamos viviendo…

Ir Arriba